Vídeo: SobrarbeDigital.

Punto de encuentro en los almuerzos de la ExpoFeria de Sobrarbe

La XXXII edición de esta feria que fue heredada de la época medieval por el Ayuntamiento de Aínsa y un grupo de emprendedores ha contado con jornadas ganaderas, expositores vinculados a la producción agroalimentaria, la artesanía, el turismo o la automoción, además de talleres de ocio y actividades muy ligadas a la conservación del entorno natural como el EcoMuseo. 

Según datos facilitados por la organización este año la ExpoFeria de Sobrarbe la han visitados más de 10.000 personas.

En la parte ganadera, se han visto las variedades autóctonas del Pirineo, principalmente ovino, pero también vacuno, caballar, gallina de Sobrarbe, burros, patos o el latón de la fueva, mientras los agricultores, junto con el Geoparque de Sobrarbe, han mostrado la variedad de la despensa alimentaria con productos de la huerta de Guaso, Arro, Morillo de Tou, panadería y bollería de Labuerda, carne de Aínsa, mermeladas de Silves, licores artesanos de Sarvisé, patés de Espierba o frutos rojos de Bielsa.

Ha habido premios tanto para los ganaderos Iván Puyuelo, de Oncins, Joaquín Borruel, de Rañín, y José Manuel Lanau, de Los Molinos en el concurso comarcal y en el de los hortelanos han resultado reconocidos Carlos Baselga, de Guaso, y Celia Cárceles, de Banastón.