Los tres árboles que han sido restituidos por el Ayuntamiento en la Avenida Sudiera de Aínsa (a la altura del número trece) no cumplen las «expectativas creadas», «son muy pequeños», se han quejado algunos de sus vecinos.

Una de estas personas ha dicho que «retiraba» el popular refrán que nos comentaba por la mañana «El que a buen árbol se arrima, buena sombra le cobija».

Como los árboles son tan pequeños y prácticamente no se ven los han señalizados con unos conos, aunque seguramente sea debido a que todavía no han finalizado los trabajos.

Los operarios del Ayuntamiento de Aínsa comenzaron a trabajar el lunes.

Imágenes realizadas a última hora de la tarde de este miércoles. Fotos: SobrarbeDigital