El Gobierno de Aragón ha retomado hace unos días las obras de un túnel de la carretera del cañón de Añisclo. Sin embargo la HU-631 seguirá cerrada al trafico otro verano más al retrasarse los trabajos. Los problemas aparecieron en abril de 2017 tras detectar movimientos en uno de los túneles.

El alcalde del Ayuntamiento de Puértolas, José Manuel Bielsa Manzano ha explicado que están buscando diversas alternativas para poder visitar el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, bien sea dejando pasar peatones, bicicletas o con visitas organizadas que, sería desde la Fuente de los Baños, donde comienza el cañón, hasta el túnel. Un asunto que se debe consensuar con el alcalde de Fanlo, Horacio Palacio.

«Hay que encontrar una solución que funcione para ambos ayuntamientos» ha asegurado Bielsa Manzano. Conclusión, si no hay visitantes los empresarios trabajan menos ha apuntado el alcalde de Puértolas. La inversión total de la obra asciende a 1.800.000 euros.

Vecinos y empresarios de Escalona -término municipal de Puértolas- han mostrado su malestar por esta demora que supone un impacto negativo para el turismo. Se trata del segundo verano que esta importante vía de acceso al cañón de Añisclo permanece cerrada.

Fotos: SobrarbeDigital