Imagen facilitada por el Ayuntamiento de Fonz.

Fonz seguirá a lo largo de este año 2019 acondicionando y dotando de infraestructuras al emplazamiento defensivo que formó parte de la Línea del Cinca durante la Guerra Civil, recuperado el pasado año como un atractivo turístico más para la población mediocinqueña.

La Diputación Provincial de Huesca (DPH) ha concedido al Consistorio una ayuda económica dentro de las subvenciones de memoria histórica de 6.091,2 euros, a los que el Ayuntamiento de Fonz deberá aportar 1.522,8 euros. Con esta cantidad de más de 7.500 euros se financiarán actividades enmarcadas en unas jornadas conmemorativas del 80 aniversario de la Guerra Civil, entre las cuales destaca una recreación histórica sobre la vida en el frente de Aragón, conferencias o visitas guiadas al emplazamiento convertido en ruta turística el pasado año con estas ayudas de la DPH.

Asimismo se llevarán acciones de recuperación del patrimonio como excavaciones en las trincheras, señalización de las posiciones defensivas, acondicionamiento de accesos y la más destacada, la recreación de forma virtual de las galerías subterráneas del emplazamiento artillero y de su entorno tal y como se construyeron a comienzos de la contienda militar. Gracias a esta reconstrucción en tres dimensiones, el visitante podrá conocer a través de su móvil cómo fue este importante emplazamiento de la Línea del Cinca.

Estas acciones permitirán complementar el trabajo realizado el pasado año en el que se documentaron los vestigios, se colocaron paneles interpretativos, se configuró una ruta con mapas y señales, se cerraron las bocas que estaban abiertas para evitar la entrada de curiosos dado el riesgo de derrumbe de algunas galerías.

Por tal motivo desde el Ayuntamiento foncense se ha optado por apostar por las nuevas tecnologías aplicadas al turismo para mostrar su interior a través de una visita virtual que realizará la empresa especializada en este tipo de recreaciones digitales HP Lab. Por su parte los integrantes del GRIEGC (Grupo de Recuperación e Investigación de Espacios de la Guerra Civil) se encargarán de seguir documentando y mostrando este patrimonio a través de visitas guiadas, como ya han hecho en otras localidades de la provincia.

Asimismo, desde la Asociación Down Huesca se va a realizar un campo de trabajo con universitarios y usuarios de este colectivo con discapacidad intelectual para acondicionar los caminos que llevan a estas zonas defensivas y recuperar algunos de estos elementos patrimoniales.

La recuperación de este espacio y su puesta en valor como atractivo es uno de los objetivos del Ayuntamiento en su política de dinamización cultural y turística de la localidad. Asimismo desde el Consistorio se quiere impulsar la creación de una ruta que una todas las localidades que formaron parte de la Línea del Cinca en la provincia de Huesca (Naval, El Grado, Estada, Castejón del Puente, Selgua, Fonz, Monzón y Fraga).

La Línea del Cinca de Fonz
Fonz formó parte de la Línea del Cinca, un entramado de defensas construidas por el Gobierno de la II República durante la Guerra Civil en 1937 para repeler el ataque de las tropas franquistas en el frente de Aragón.

La Línea del Cinca incluía refugios antiaéreos, nidos de ametralladoras, cañoneras y trincheras que aparecen diseminados a lo largo de este río desde el Pirineo hasta Tarragona. En el caso de Fonz, estas defensas destacan por su grandes dimensiones ya que además de las trincheras y nidos de ametralladoras en la localidad se construyó una red de túneles excavados en la roca en los cuales se colocaban cañones que apuntaban hacia el río y la antigua carretera nacional a Monzón, para evitar el avance de las tropas rebeldes.

Estos vestigios se encuentran en la parte alta de la villa foncense en el entorno de la ermita de San José y del mirador de Santa Bárbara, recuperado hace escasos años por el Ayuntamiento como zona de esparcimiento natural.