La imagen corresponde a la pasada edición. Foto: SobrarbeDigital.

El I Congreso de Historia Militar “Castillo de Aínsa” aspira a constituirse en un foro bienal de referencia en la difusión del pasado militar de la Península Ibérica.

El mundo académico -con el I Congreso de Historia Militar “Castillo de Aínsa- y la recreación histórica de calidad -con el Arqueomercado que devolverá a la plaza Mayor de Aínsa a finales del siglo XIII- buscan la consolidación del proyecto Marchus Ville Ainse “como un evento de primer orden a nivel nacional teniendo como hilo conductor la historia y cultura militar y el concepto de frontera en la Edad Media y el Renacimiento en la Península Ibérica”, explica el coordinador, Darío Español.

El congreso se erige como un foro científico multidisciplinar, “por cuanto aunará especialistas de diversas materias y procedimientos, todos relacionados con el ámbito militar”, apunta Español.

Cartel anunciador.

El I Congreso de historia militar “Castillo de Aínsa”, abierto a estudiantes universitarios y al público en general, comenzará este viernes a las 10 horas en la Sala Diputación de la Torre del Homenaje del recinto fortificado que da nombre a este encuentro y concluirá el domingo. La temática de esta edición versa sobre “Estrategias y tácticas militares de frontera en la Península Ibérica, siglos XI-XVI (Investigación, intervención y difusión de la cultura y el patrimonio militar)”.

Durante las sesiones del viernes y el sábado se celebrarán cuatro mesas con los siguientes títulos: Mesa 1: “La frontera entre los reinos cristianos y al-Ándalus, siglos XI-XV. Estrategia y tácticas militares”, y Mesa 2: “Organización militar y batallas. Divulgación del pasado militar” (viernes). En el transcurso de la jornada del sábado tendrán lugar la Mesa 3: “La guerra de frontera: asedios, fortificaciones y poliorcética en la Edad Media” y la Mesa 4: “La guerra en el siglo XVI: baluartes, artillería e infantería”. A las conferencias, pronunciadas por ponentes de reconocido prestigio nacional e internacional, como el profesor Luis B.García Guijarro-Ramos, de la Universidad de Zaragoza, hay que sumar las comunicaciones presentadas, que serán leídas en este foro.

Se duplica el número de recreadores
El congreso se complementa con el Arqueomercado de recreación histórica, que se retrotraerá a finales del siglo XIII. Este año se duplica el número de recreadores, unos 80, que participarán en este arqueomercado, que nada tiene que ver con los mercados medievales a los que estamos acostumbrados.

Marchus Ville Ainse devuelve la plaza porticada y el castillo de Aínsa a esta época con mucha seriedad y autenticidad. Fue a finales del XIII cuando el rey Jaime II otorga feria de quince días para San Lucas a los ainsetanos.

Cartel anunciador.

“El arqueomercado es un despliegue de autenticidad y rigor que reproduce en clave didáctica oficios, vestuario, escenas cotidianas e imágenes de esa centuria, con talleres, demostraciones y explicaciones en directo. Nada está dejado al azar: el vestuario, los útiles, las armas, las armaduras, el calzado o los oficios”, indica Darío Español.

Durante el sábado y el domingo, el casco antiguo de Aínsa acogerá una armería, una apoteca con muestra de remedios medievales y medicina medieval, una exposición textil con vestuario y telas de la época, un cuartel militar del rey de Aragón, el gabinete burocrático del almudí, una cantería, una fragua, una exposición de armas y armaduras…

Todas las actividades del Marchus Ville Ainse, están organizadas por la Asociación Cultural La Morisma, el Ayuntamiento de Aínsa-Sobrarbe y la Universidad de Zaragoza. Desde la dirección del congreso, Darío Español destaca la importancia de aspirar a que este encuentro se convierta en un foro bienal de referencia en la difusión del pasado militar de la Península Ibérica.