Foto: DGA.

Existe un alto riesgo de incendio (prealerta roja) en la mayor parte del centro y norte de Aragón, siendo moderado (prealerta naranja) en Depresión del Jalón y Pirineo Occidental y Oriental. Es bajo (prealerta amarilla) en Pirineo Axial y en el tercio sur.

La alta o muy alta disponibilidad de los combustibles finos en el centro y norte de Aragón, unidas a las altas temperaturas y bajas humedades relativas previstas, suponen un riesgo de ignición elevado que junto a la sequía acumulada en amplias zonas, la inestabilidad y sequedad atmosférica prevista en áreas de la mitad norte y los vientos moderados de componentes oeste y norte, conllevan un factor a tener en cuenta en la propagación de incendios.