Villa medieval de Aínsa. Foto: SobrarbeDigital.
  • Faratur y Turismo Verde Huesca ofrecerán sesiones online gratuitas a propietarios de Aragón los días 23 y 24 de marzo para obtener el sello de alojamiento rural responsable y seguro.

El turismo rural aragonés deja atrás un invierno especialmente complicado derivado de la crisis sanitaria y comienza a atisbar la luz al final del túnel con el levantamiento de los confinamientos provinciales en la comunidad autónoma.

A la par de la progresiva recuperación de la movilidad, la Federación Aragonesa de Turismo Rural Faratur y Turismo Verde Huesca en estrecha colaboración con la Dirección General de Turismo de Aragón, han convocado a los propietarios de casas rurales a unas sesiones formativas online para obtener el sello de alojamiento rural responsable y seguro.

El sello comenzó su andadura en la temporada pasada a modo de distintivo que permitiese localizar establecimientos comprometidos con la prevención del coronavirus. El escrupuloso cumplimiento de las recomendaciones del Ministerio de Sanidad fue, sin duda alguna, la baza perfecta para ganarse la confianza de los viajeros en un momento de máxima incertidumbre y miedo.

Ahora, se retoma el proyecto dándole un nuevo impulso a través de un taller gratuito que se ofrecerá el martes 23 y el miércoles 24 de marzo vía online desde las nueve de la mañana. Las personas inscritas recibirán un enlace para acceder a las formaciones, enfocadas en la difusión de estrategias eficaces para prevenir contagios de la Covid-19.

A cambio del esfuerzo, la Dirección General de Turismo de Aragón desarrollará en próximas fechas una campaña de promoción de los alojamientos certificados. Además, se pondrá en marcha una campaña de bonos turísticos para dar mayor visibilidad a los alojamientos con el sello.

Desde 2020 los alojamientos certificados aparecen en el directorio web www.ruralvisit.com, un sitio que facilita la tarea de dar visibilidad a todas aquellas casas que cumplen fielmente las normas de seguridad. “Queremos que todos los establecimientos de turismo rural de nuestra comunidad tengan el sello de alojamiento responsable y seguro. Este es un reto que impulsa la dirección de Turismo de Aragón en colaboración con Faratur y Turismo Verde”, explica Francisco Parra, presidente de Turismo Verde Huesca.

Por su parte, el presidente de Faratur, Jesús Marco, se muestra optimista porque “volvemos a retomar la dinamización del Turismo Rural en Aragón. Las medidas de seguridad transmiten tranquilidad y el viajero las busca a la hora de elegir un alojamiento u otro”. Ese es precisamente el objetivo con el que se convocan unas sesiones que el año pasado lograron atraer a medio millar de propietarios.