Foto: DPH.

La Diputación Provincial de Huesca (DPH) ha desplegado un año más el operativo de vialidad invernal con la llegada del invierno y las bajas temperaturas. La seguridad en la circulación por los cerca de 1.600 kilómetros de la red vial local y provincial es una de las prioridades del plan de vialidad invernal de esta administración asegura cada año, que para esta temporada cuenta con una dotación de más de 400.000 euros, entre los gastos de mantenimiento de los servicios de vialidad invernal que prestan los territorios y la inversión en los equipamientos para este servicio.

Además, hay un contrato de casi 600.000 euros para suministro de sal a las comarcas para dos campañas: la actual 2019–2020 y 2020-2021. La DPH ha adquirido un tractor y juegos de cuchillas quitanieves para la comarca de Sobrarbe.

El operativo está dirigido a mantener en buen estado esta red de carreteras en época invernal y está centrado en la prevención de heladas, la aplicación de fundentes, la instalación de silos de acopio de sal y la retirada de nieve. Este servicio da cobertura al 80% de las poblaciones altoaragonesas y se realiza en coordinación con las comarcas y el personal de los parques de Protección Civil que cubre no solo a las zonas de montaña, sino también donde el hielo puede ser un problema en cualquier desplazamiento.

Como ha precisado el diputado responsable de la Comisión de Infraestructuras, Joaquín Monesma, en este dispositivo de prevención vial, “también están involucrados los ayuntamientos de la provincia porque son los que mejor conocen el territorio, cuáles son los problemas que se les presentan y cuáles son las prioridades que tienen que atender primero”. «Es fundamental tener diseñado el plan a principios de otoño para estar preparados para las primeras nieves que se pueden adelantar, por suerte, como en esta temporada”, ha añadido.

Además, Monesma ha resaltado que «antes, cuando no había medios, la nieve y las heladas eran realmente un problema, lo que conseguimos es que los vecinos puedan desplazarse con normalidad también durante los meses de invierno», en referencia al objetivo principal que se busca en cada temporada invernal.

Esta iniciativa que echó a andar en 1980 se ajusta a las necesidades y a las demandas de las comarcas para dotar de recursos al dispositivo de vialidad invernal acordadas mediante reuniones con sus representantes en los meses previos.

Más recursos
La dotación para mantenimiento y nueva equipación en el periodo 2019-2020 supone más de 247.000 euros que ya han llegado a las comarcas y ayuntamientos para que, en una actuación conjunta con los parques, esté garantizada la seguridad en carreteras por hielo o nieve.

Con esta disponibilidad presupuestaria, que se ha visto ampliada en 47.792 euros, las diferentes comarcas han conseguido nuevas cuñas quitanieves, ruedas de invierno y un nuevo vehículo que dará cobertura a las Speis, en el caso de las comarca de La Ribagorza; el Alto Gállego cuenta ya con un nuevo silo de sal situado en Panticosa de 60 toneladas además de que se ha trasladado otro de menor tonelaje a una nueva ubicación. También se ha adquirido un tractor y juegos de cuchillas quitanieves para Sobrarbe.

En cuanto a la partida destinada a la Jacetania se ha dirigido a la compra de un nuevo vehículo, la reparación del quitanieves y la realización de mejoras en lo silos para fundentes de la zona. También han invertido en tecnología, trajes de seguridad y otras reparaciones, Bajo Cinca, Somontano y Cinca Medio mientras que en Monegros han instalado un vallado en el silo además de la reparación del salero y del sistema luminoso acústico del vehículo expendedor de fundentes.

La provincia de Huesca tiene una orografía montañosa donde 300 núcleos se encuentran entre los 500 y los 1.700 metros, en más de 90 puntos de estos puntos residen alrededor de 10.000 personas y 70 están por encima de los 1.000 metros.

Este operativo permite trabajar con mayor rapidez y aumentar la eficacia en la temporada invernal para normalizar la vida de los vecinos de estas zonas y que tanto el transporte escolar, como los centros de salud puedan abrir o que el médico pueda salir a realizar visitas de urgencia.