Buen descenso, sin problemas, rápido y limpio, así lo han definido desde la Asociación de Nabateros del Sobrarbe.

Se ha celebrado la gran fiesta del descenso de las nabatas por las aguas cristalinas del río Cinca. Numeroso público ha presenciado este domingo 20 de mayo el recorrido de estas tres embarcaciones artesanales.

Las naves salieron de la playa del puente de Laspuña hasta Aínsa. La primera ha llegado a las 12:12 horas; la segunda a las 12:20 y la tercera a las 12:45 horas.

Hablamos con el nabatero Dani Castillón.

En total han participado 18 nabateros entre ellos había una nabatera. El buen tiempo prácticamente ha acompañado la festiva mañana. Desde la organización han manifestado su satisfacción porque «todo ha ido muy bien». Han remarcado además «la espectacular salida desde la playa». Se ha cumplido la edición número XXXIV.

Imágenes del descenso de los nabateros del Sobrarbe 2018. Fotos: SobrarbeDigital