Momento de la detención. Foto: Guardia Civil.

La Guardia Civilde Huesca, en la denominada Operación Lepiota, ha desmantelado una plantación de 900 plantas de marihuana en una zona boscosa de difícil acceso próxima al embalse de Mediano, en la comarca del Sobrarbe y ha detenido a una persona como supuesto autor de un delito contra la salud pública, por cultivo de sustancias estupefacientes.

El detenido tiene 29 años y es de nacionalidad albanesa. La operación se desarrolló entre el 17 y el 24 de octubre.

Se intervinieron en la operación 900 plantas de marihuana con un peso total de 1.000 kilogramos, dos balsas de riego, dos construcciones para secado de plantas, tuberías de riego, herramientas para cultivo, dos barcas neumáticas y aparatos ópticos de vigilancia.

Parte de la marihuana incautada en el Sobrarbe. Foto: Guardia Civil.

En el dispositivo llevado a cabo desde el mes de julio han participado diferentes patrullas de la 3ª Compañía de la Guardia Civil de Graus y en la intervención final ha intervenido personal del Puesto de Graus, Aínsa y Boltaña.

Dentro del plan para la detección y desmantelamiento de macroplantaciones de marihuana outdoor en zonas aisladas o de difícil acceso, previsto por la Guardia Civil de Huesca, desde el pasado mes de julio agentes de seguridad ciudadana de la Compañía de la Guardia Civil de Graus han venido realizando servicios para la localización y ubicación de posibles plantaciones, dando inicio de este modo a la operación Lepiota.

La Operación dio sus frutos el pasado 17 de octubre, cuando se localizó en un paraje boscoso, próximo al embalse de Mediano, 900 plantas de marihuana. Tras varios días de operativo tendente a encontrar al autor/es de los hechos, finalmente se consiguió localizar la zona donde se había ubicado un habitáculo en las inmediaciones de la plantación desde el que podían llevar un control sobre el cultivo y crecimiento de la misma.

Por último, el día 24 de octubre se procedió a la detención de un varón de 29 años de nacionalidad albanesa, que se encontraba en uno de los campamentos. Tras la detención se registró más detalladamente toda la zona y lograron localizar ocultos en el monte dos campamentos preparados para permanecer en ellos largos periodos de tiempo, con cocina y zonas para dormir, igualmente se localizaron dos balsas de riego y dos secaderos de marihuana.