Foto: SobrarbeDigital.

Como habían anunciado, toda la recaudación del último día (29 de agosto) de la Muestra de Cine de Ascaso (la muestra de cine más pequeña del mundo) ha sido donada por los organizadores al Parque Nacional Virunga, en la República del Congo. Esta enorme extensión natural, que cobija los últimos gorilas de montaña del planeta, daba título a la película proyectada para cerrar el festival. Un duro alegato contra las guerras y los intereses de las multinacionales capaces de destruir los enclaves más valiosos para la obtención de materias primas.

Virunga es un documental del inglés Orlando von Einsiedel producido por Leonardo Di Caprio que sólo se ha visto cuatro veces en España. La última, en la era de la aldea semiabandonada de Ascaso. Para conseguir la película, la asociación organizadora se comprometió con la productora a dedicar todo lo recaudado al Parque.

Tal vez por la calidad de la película o tal vez por esa dificultad para verla por ausencia de distribución, Ascaso se llenó. Y los más de 170 asistentes dejaron como donativos los 418 euros que ahora la asociación de Ascaso ha remitido al parque congoleño Virunga no ha sido el único film de renombre que ha pasado por Ascaso. Pocos días antes de saberse su preselección para los Óscar, todo el equipo de la película vasca “Loreak” estuvo en Ascaso. En aquel momento era una película independiente más.

Este miércoles, tras su selección por la Academia Española, los directores Garaño y Goenaga pueden dar el salto más llamativo: de las bordas en ruinas del Pirineo a la alfombra roja de Hollywood. Son cosas que pasan en un festival que, aunque pequeño, va camino de convertirse en la referencia española del cine Indie. La Muestra de Cine de Ascaso se celebró del 25 al 29 de agosto