Foto: SobrarbeDigital.

Gran animación y propuestas para todos los públicos han marcado la jornada del sábado en la XXXVII Expoferia de Sobrarbe, que se celebra a lo largo de todo el fin de semana en el Castillo de Aínsa.

La organización invitaba a primeras horas de la mañana a voluntarios, personal del Ayuntamiento y expositores al ya tradicional almuerzo antes de abrir el recinto ferial, que desde las 11 horas ha registrado una incesante afluencia de público y buenas cifras de venta.

Un total de 118 stands se reparten en la explanada del Castillo, donde conviven el producto local, concentrado en el pasillo de las entidades colaboradoras del Geoparque Mundial UNESCO Sobrarbe-Pirineos, con los de otros lugares tanto de Aragón como de España y Francia. Mermeladas, quesos, patés y dulces se alternan a la perfección con artículos de arte y decoración, plantas, cosmética natural ecológica y antigüedades, y entre sus protagonistas se encuentran una gran cantidad de fieles a la longeva feria dando la mano a los recién llegados.

La Cecina de León es una muestra de aquellos que por primera vez se lanzan a participar. También los responsables de la empresa Arilo Fruits, asentada en la población oscense de Fraga, que se dedica desde hace tres años a la producción de zumo de granada natural.

En cuanto a los veteranos, Julen Karasatorre, de Quesos Idiazábal, es un buen ejemplo, ya que acude a la feria desde hace ocho años. Y como él también Quesos de Guara, Pastelería Franquesa o los Chocolates La Ofrenda.

No obstante, y aunque los productores artesanos son una pieza clave en el complejo puzzle de la Expoferia de Sobrarbe, resultan igualmente esenciales los agricultores y los ganaderos de la zona. En ese sentido, los asistentes han podido ver razas autóctonas de vacuno, ejemplares ganadores del concurso comarcal de ovino (Mejor semental, de la ganadería Iván Puyuelo de Oncins, Mejor Cordera, de la ganadería José Luis Barbanoj de Almazorre, y Mejor Lote Conjunto de la ganadería Marcos Périz de Jabierre de Olsón), latón de La Fueva y gallinas en el foso del Castillo. Los premios del concurso de ovino y los del concurso de hortelanos se entregan este domingo a las 12 del mediodía.

Como novedad de esta edición cabe destacar igualmente a la Asociación de los Pueblos Más Bonitos de España, entidad a la que Aínsa pertenece, con un puesto informativo donde enseñan al turista la labor de promoción que desempeñan y el apoyo tan fundamental que prestan a las localidades asociadas.

Charlas agroganaderas en la Torre del Homenaje

Paralelamente se desarrollaban a lo largo de la mañana las jornadas agroganaderas José Luis Gracia Chapullé, abiertas al público y especialmente interesantes para empresarios y trabajadores del sector primario.

Las dos primeras se han centrado en el aprovechamiento de estiércoles de porcino como fertilizantes naturales para la agricultura. Fernando Ederra Ansó, Ingeniero Técnico en explotaciones agropecuarias y gerente de ‘Tauste Centro Gestor de Estiércoles’, ha explicado durante su intervención que la gestión de este subproducto es adecuada y sostenible y es la más económica tanto para el ganadero como para el agricultor, “pero es imprescindible implicarles para que este sistema funcione, ya que reutilizando los nutrientes que producimos en la zona favorecemos la economía circular y abaratamos costes”. La temática abordada coincide con los planes de Bruselas para 2030, que obligan a reducir en un 50% el uso de fertilizantes inorgánicos de aquí a ocho años.

Odón Sobrino Abuja, Director General de producciones y mercados agrarios del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, tomaba el relevo hablando de ‘Ecogan’, un sistema informatizado para dar respuesta a las necesidades tanto de ganaderos como de administraciones y contribuir a la reducción de emisiones calculándolas y haciendo seguimiento. Se trata, en resumen, de un registro general de Mejores Técnicas Disponibles (MTD) que sirvan para reducir las emisiones, aunque el propio Odón Sobrino admitía que el proceso de adaptación para el sector está siendo lento en estos momentos.

Por la tarde era el turno de Jesús Yániz, investigador y profesor de la Universidad de Zaragoza, que ha mostrado los avances en el proyecto de innovación para identificar, seleccionar y conservar la abeja autóctona Apis mellifera iberiensis. Fue en 2017 cuando se creó el grupo de trabajo motivado por descubrir las cualidades de la abeja negra, la amenaza de abejas foráneas y la necesidad de conservar la biodiversidad. En 2018 y 2019 se hizo seguimiento de colonias reinas descendientes y se apostó por la formación para unificar criterios y buscar colaboradores. A partir de entonces el grupo de cooperación Pro Sobrarbe se marca el objetivo de mejorar la competitividad y la viabilidad económica de las explotaciones apícolas, y para ello ha sido necesario poner a punto técnicas útiles para la selección de la abeja negra ibérica tales como la inseminación artificial y la creación de bancos de semen. La financiación para dar continuidad a las investigaciones procede de de fondos europeos y del gobierno autonómico.

La programación ha continuado con un análisis sobre el declive de los escarabajos peloteros debido al uso de antiparasitarios alopáticos. Las repercusiones ecológicas y ambientales han sido expuestas por José Verdú, Catedrático de zoología del Centro Iberoamericano de la Biodiversidad (CIBIO) de la Universidad de Alicante. Finalmente, la nueva PAC se llevaba gran parte del protagonismo de la jornada con la visita de José María Salamero, Director General de Producción Agraria, a las 19 horas. La sequía y la coyuntura económica actuales se suman en esta ocasión a las diversas preocupaciones con las que habitualmente tiene que lidiar el sector, viendo en la PAC una herramienta que no termina de dar respuesta a las demandas de las explotaciones de montaña.

Estos encuentros continuarán mañana a partir de las 12 horas en la Torre del Homenaje. De la misma manera, a las 11 horas se abre el recinto ferial con actividades similares a las del sábado (juegos de madera para público infantil, explicaciones zootécnicas y demostración de elaboración de productos artesanos) pero sumando la comida-subasta partir de las 14 horas gracias a la implicación de varios establecimientos de la zona: Callizo, Sánchez, Bodegas de Clavería, Casa Fes, Casa Alfonso, Casa Cuello, Restaurante Pádel y Restaurante Alberto.

Los tickets se pueden comprar en el stand de la Oficina de Turismo hasta completar el aforo, reducido a 120 personas.