Actuación de Viki Lafuente. Foto. DPH.

El público que se desplazó el sábado a la ermita monasterio de San Salvador, enclavada en el montículo que corona Torrente de Cinca, pudo disfrutar de las que probablemente han sido las vistas panorámicas más espectaculares de la segunda edición del Fesival SoNna.

Como un faro que marcara la divisoria entre Monegros y el río Cinca, desde la atalaya de San Salvador se distinguen perfectamente las ciudades de Fraga y Lleida, y el vergel que forma el río a su paso, entre miles de frutales, hasta desembocar en el Segre.

En aquel enclave, desconocido para la mayoría de altoaragoneses, se dieron cita dos músicos de excepción, Pedro Mateo González y Francisco Antonio García, para ofrecer un original –incluso raro- programa para guitarra y clarinete elaborado y adaptado por ellos mismos. Swing-Swing realizó un recorrido musical entre América y Europa que partió de Johan Sebastian Bach para adentrarse en el jazz o la música popular americana de G. Gershwin, A. Piazzolla o J. Williams, y flirtear con compositores europeos clásicos como Debussy, Stravinsky, Maurice Ravel o Bela Bartok.

El recital fue presentado por el actor turolense Nacho Rubio –popular por su papel de psicólogo en Camera Café- que introdujo al público en cada uno de los bloques del universo musical que plantearon los dos maestros. El actor aportó muchas claves para desmenuzar el programa entremezclando la nota histórica con el sentido del humor.

Los Maasai en Zaidín

El SoNna, que organiza la Diputación Provincial de Huesca, había llegado al Bajo Cinca el día anterior desde la monegrina Castelflorite. En la plaza de la Constitución de Zaidín tenía lugar el viernes la actuación de Mighty Jambo Academy, un espectacular grupo de acróbatas llegados desde Kenya que, tras una breve explicación acerca de las labores y tradiciones de los Maasai, inundó la plaza de Zaidín de ritmos, coreografías y gritos de guerra que acompañaban las músicas de tradición africana. Se sucedieron, como si de un desfile de talentos se tratase, variadas disciplinas artísticas en un alarde estético y a la vez gimnástico que simbolizaba las múltiples capacidades del cazador maasai. Desde malabares a danzas tradicionales, coreografías acrobáticas imposibles, equilibrios con objetos e incluso tragafuegos.

Otra de las actuaciones del SoNna. Foto: DPH.

Mighty Jambo Academy consiguió captar con El Cazador la atención de una plaza abarrotada donde la Iglesia de San Juan Bautista evidenciaba el contraste entre dos continentes. Danzas y ritmos relacionados con la caza del leopardo se desarrollaban ante construcciones barrocas del S. XVIII europeo. El colofón llegó cuando Mighty Jambo logró implicar al público y lo invitó cantar una canción en suajili, una muestra de que a veces nos entendemos más de lo que pensamos.

Imparable Viki Lafuente

El penúltimo fin de semana del II SoNna Huesca lo había abierto el jueves Viki Lafuente en Castelflorite. A primera hora de la tarde y ante la amenaza de tormenta, la organización del festival consensuó con el ayuntamiento de la localidad el traslado de la actuación del llamado castillo de Castelflorite, donde estaba prevista, al recoleto Parque del Refugio, para facilitar cualquier evacuación de urgencia. Aunque la lluvia respetó hasta el último compás, la amenaza estuvo presente toda la tarde, pero no impidió –una vez más y son ya treinta espectáculos solo en esta edición- un concierto lleno de fuerza y vitalidad de la zaragozana Viki Lafuente, una de las cantantes con mayor proyección de la escena aragonesa actual.

Los mósquitos, que molestaron por momentos al público y a los músicos de la banda (Alex Comín, Jesús Martí y Humberto Ríos), nada pudieron hacer con Viki. Era imposible que cualquier ser vivo tuviera tiempo de posarse en ella, pues no paró ni un instante, y demostró que tiene voz para afrontar Alfonsina y el mar, y también para recordar a la gran Janis Joplin. Su alma roquera insistía una y otra vez que su nuevo trabajo, Libre, que presenta en Zaragoza a final de mes, era “puro rock and soul” y que el recital de Castelflorite “era otra cosa”. Se supone que más suave.

Para completar Viki & The Wild el jueves faltaban la batería y los coros de Gigi Cano, pero el público apenas lo notó. Viki Lafuente es salvaje y auténtica ante cualquier repertorio, y gesticula, se agacha, salta y levanta la pierna al estilo Mick Jagger mientras llena el escenario. El público, impresionado con la rubia de 1,60, le devolvió a la artista buena parte de la entrega y entusiasmo que ella le había regalado.

Homenaje a Camarón en La Gabarda

El SoNna Huesca regresa esta tarde a tierras monegrinas para demostrar que en Aragón también se hace y se interpreta buen flamenco. Prueba de ello es el concierto tributo al gran genio del cante Camarón de la Isla, Camarón vive que le han preparado este elenco de músicos aragoneses encabezados por Jesús Rioja, acompañado de Nacho Estevez “El niño” a la guitarra flamenca; Josué Barrés al cajón flamenco y efectos, y Noelia Gracia al violín. Camaron vive tendrá lugar en el Parque de la Gabarda, unas sorprendentes formaciones geológicas –los torrollones- al borde de la inmensa llanura cubierta de campos de cultivo. El parque incluye zona merendero y una cafetería, y dispone de varios circuitos de tirolinas y puentes colgantes. Desde el sendero que conduce al castillo de la Gabarda tendremos una gran panorámica de los torrollones.

Entradas agotadas
En apenas 17 minutos se agotaron las 200 entradas que la organización del SoNna Huesca sacó a la venta esta semana para cada uno de los dos conciertos de pago que se celebrarán en la Cartuja de las Fuentes de Sariñena la semana próxima, el de Amaral el 17 y el de Rozalén el 18 de septiembre.

La Diputación Provincial de Huesca recibió la preceptiva autorización del Gobierno de Aragón para aumentar el aforo previsto en La Cartuja de 1.000 a 1.200 espectadores, y sacó a la venta esas 400 entradas el pasado miércoles a las 10.00 horas a un precio único de 24€. A las 10.17 horas estaban todas adjudicadas.

También están agotadas las invitaciones para la Fura dels Baus el jueves 16 en el CDAN, en Huesca, pero no las de Vivere Memento, que cierra esta segunda edición del SoNna Huesca el próximo domingo en Chalamera, y que todavía tiene asientos disponibles. Se pueden adquirir en el portal de la institución: www.dphuesca.es/sonna-invitaciones