Fotos: SobrarbeDigital.

Pablo Valdelvira, de Bodega Urobuho, de la Pardina de Samitier en La Jacetania desgrana en una charla en Aínsa todos los escollos con los que se encuentran los viticultores de los valles del Pirineo Aragonés para poder comercializar el vino, razón por la que reclama una legislación justa. Porque no es lo mismo una bodega que cuenta con 1.000 hectáreas como la que tiene dos. En cambio, en Francia sí tienen una legislación adecuada para los pequeños productores.

El nombre de la marca es otro de los obstáculos, ha explicado el viticultor jacetano ya que no pueden poner nombres geográficos por estar fuera de la denominación de origen o de la indicación geográfica protegida (IGP). Cabe recordar que, tradicionalmente, siempre ha habido producción de vino en el Sobrarbe como en muchas otras comarcas del Pirineo.

Por su parte, Ernest Guasch, responsable de Bodegas Bal Minuta de Barbenuta, en el Alto Gállego además de explicar su proyecto, las dificultades en el campo, bodega también critica la actual legislación. No obstante, es partidario de seguir luchando.

AUDIO:  Pablo Valdelvira, de Bodega Urobuho.

Ernest Guasch, Bodegas Bal Minuta.

Ambos viticultores impartieron una charla-coloquio bajo el nombre ‘La vid en el Pirineo’. Pasado, presente y futuro. El numeroso público asistente se mostró muy interesado. El evento se celebró en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Aínsa en el marco de la fiesta del Punchacubas.